Burg – Burgus – Burgo

Con la paulatina desaparición del latín y la formación de las nuevas lenguas romances, el término burgus evolucionaría y se castellanizaría como burgo.

El primitivo vocablo germánico burg seguiría utilizándose en Europa Central, lugar de sus orígenes y evolucionaría como Bourg en rancia, Borgo en Italia, Burgh en Escocia  o Borough y otros términos en el mundo anglosajón.

En la Alta Edad Media (s. V a X) se consideraba Burgo al castillo construido por un señor feudal con fines puramente militares, como avanzadilla o como puesto de vigilancia fronteriza. Por extensión se aplicó el nombre de burgo a las poblaciones que se pudieran desarrollar en torno a estas construcciones. La relativa seguridad que daba a mercaderes y artesanos (tanto física como jurídica) hizo que fueran convirtiéndose paulatinamente en poblaciones florecientes.

En la Baja Edad Media (siglos XIV y XV), periodo de revolución urbana y comercial desde mediados del siglo XII, se aplicaría   el nombre de «burgo» a los barrios formados en torno a un mercado o fuera de las murallas de las ciudades preexistentes.

Así, muchas ciudades de la Europa Central utilizan el sufijo -burg en su denominación: Duisburgo (en alemán Duisburg), Magdeburgo o Hamburgo (Alemania), Estrasburgo (Francia), Salzburgo (Austria), Friburgo (Suiza) o Burgum (Países Bajos), son algunas de ellas.

Bürguer es la palabra alemana que designa a «ciudadano», el cargo de bürgermeister (burgomaestre) es el equivalente a alcalde y el título de burggraf se aplicaba a quien ejercía el señorío sobre una ciudad.

En el centro histórico de la ciudad belga de Brujas se localiza la denominada Plaza Burg, que antiguamente fue una fortaleza amurallada que con el paso del tiempo fue adquiriendo una función civil y religiosa y despojándose de sus muros, pero que aún conserva su nombre.

En Francia, se usa la denominación bourg para un tipo de población rural, de menor tamaño que una ville, que ejerce de mercado comarcal. En este país son muy abundantes los topónmos Bourg o Bourges o derivados como Cherbourg.

En italiano se utiliza la palabra borgo para designar una parte de la ciudad de Roma y en inglés, borough se utiliza para indica una división administrativa o circunscripción, similar al municipio. El sufijo -borough se usa en el nombre de muchas ciudades británicas.

Y, por supuesto, en la península ibérica y sus reinos cristianostambién se usó el término burgo de manera generalizada para designar una ciudad entera o parte de ella. Sobre todo en Castilla: Burgos, Burgo de Osma, Burgohondo, Burgo de Santiuste… Aunque también en Aragón y Navarra, los condados catalanes o el propio Portugal. Igualmente, en Galicia hay tres localidades llamadas «Burgo» y en Málaga otra denominada El Burgo.